7 consejos esenciales para que su vino dure más

Consejos esenciales para que su vino dure más. Si usted ya posee un cuarto de vino completamente equipado o una bodega personalizada, lo más probable es que tenga una buena idea de las condiciones que sus preciosas botellas de vino fino necesitan conservar y desarrollar con la edad. Pero si no lo hace, entonces puede estar tentado a pensar que un sistema de almacenamiento de vino es poco más que un refrigerador glorificado.

Para ser justos, un enfriador de vino diario es similar a un refrigerador; están diseñados para enfriar sus vinos poco antes de servirlos, no para un envejecimiento adecuado. Si se toma en serio la conservación de los vinos a largo plazo, necesitará un enfoque totalmente diferente al de un enfriador de vinos. Necesitará una configuración que reproduzca el entorno ideal de la bodega, pero ¿cuáles son exactamente las mejores condiciones para almacenar el vino y por qué? He aquí una lista de control de siete puntos de las cosas más importantes que debe tener en cuenta.

Consejos esenciales para que su vino dure más

1. Mantenga las condiciones frescas

El vino fino necesita madurar lentamente. Si la temperatura es demasiado alta, acelerará el proceso y el vino tendrá menos tiempo para desarrollar su estructura y bouquet. Peor aún, si se calienta demasiado, entonces usted terminará por guisar su vino, arruinando el sabor y aplanando el aroma.

Por el contrario, el vino almacenado por debajo de la temperatura óptima se desarrollará con demasiada lentitud. En general, este no es un problema tan grave, aunque se corre el riesgo de congelar el vino a temperaturas más bajas.

Los expertos aún no han llegado a un acuerdo sobre la temperatura exacta de almacenamiento de los vinos, pero la mayoría de ellos recomiendan una temperatura entre 55° y 60° F.

2. Mantener la estabilidad

El vino es particularmente sensible al calentamiento o enfriamiento rápido. De hecho, los cambios repentinos de temperatura pueden causar mucho más daño que la temperatura real. Las fluctuaciones de temperatura pueden causar reacciones químicas no deseadas dentro de la botella. Además, el líquido se expande y se contrae. Eso podría significar que el vino se filtra del corcho o incluso que lo expulsa por completo.

El vino también sufrirá si lo somete a movimientos bruscos o vibraciones, especialmente en el caso de botellas viejas con acumulación de sedimentos. Evite almacenar el vino demasiado cerca de una carretera, vía férrea o maquinaria concurrida. Asegúrese de que su bodega o gabinete esté bien organizado para que pueda encontrar una botella sin molestar a su otro vino mientras excava para encontrarla.

CellarPro Cooling Unit

3. Bloquear la luz

La radiación UV del sol puede causar un envejecimiento prematuro del vino, como lo hace con nuestra piel. Es una de las razones por las que los enólogos generalmente prefieren las botellas hechas de vidrio de color. Usted debe mantener la exposición a la luz solar al mínimo absoluto. Recuerde siempre apagar la luz de su sótano o gabinete cuando salga.

4. Regulación de la humedad

El ambiente de almacenamiento necesita un buen nivel de humedad, de lo contrario los tapones pueden secarse y encogerse, permitiendo que el aire entre en contacto con el vino. Por el contrario, si se deja que se humedezca demasiado, las etiquetas pueden pudrirse y desprenderse de las botellas.

Una unidad de enfriamiento de vino dedicada está diseñada para ayudarle a mantener el nivel correcto de humedad, que debe estar entre el 50 y el 80 por ciento. Evite usar unidades de aire acondicionado para almacenar su vino, porque las unidades de aire acondicionado están diseñadas para mantener a las personas cómodas, lo que hace que el aire sea demasiado seco para el almacenamiento de vino.

5. Dé a sus botellas de vino un poco de circulación de aire

Una buena circulación de aire es esencial, ya que esto ayudará a mantener alejado el moho y evitará que los olores intrusivos penetren y estropeen su vino. Los armarios de vino y las unidades de enfriamiento de vino logran esto utilizando ventiladores para mantener el aire en movimiento dentro de la bodega.

Le Cache Wine Cabinets

6. Mantenga limpia su bodega

Los insectos, el moho y las alimañas pueden abrirse camino en cualquier lugar, así que mantenga su bodega o gabinete completamente limpios y nunca ponga alimentos, como frutas y verduras, en la misma área de almacenamiento. Si el vino se derrama, asegúrese de hacer un buen trabajo de limpieza, pero evite el uso de productos de limpieza perfumados, ya que estos pueden contaminar el sabor de su vino.

7. Dejen sus botellas

Las botellas se almacenan horizontalmente por una razón: para mantener el corcho húmedo y evitar que el aire entre en la botella. Algunos botelleros incorporan un ligero ángulo en su diseño para favorecer la formación de depósitos en la base de la botella. Si usted vive en territorio de terremotos, el ángulo ayudará a evitar que sus botellas se deslicen de los bastidores.

Ponga siempre su vino en el suelo con las etiquetas hacia arriba, de esta manera siempre podrá ver lo que es sin tener que molestarlo. El trasiego de etiquetas hacia adelante puede ayudar a lograr esto en una presentación dramática.

¿Alguna vez ha tenido problemas para almacenar su vino? ¿Qué pasó y cómo lo superaste? Por favor, cuéntanoslo dejando tu comentario a continuación.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta