Descubriendo a Paola Medina, una revolución en el mundo del Jerez

Puntuación0
Puntuación0

Aunque pasó por la Escuela Superior de Publicidad de Madrid -donde se graduó como técnico en Arquitectura e Interiorismo- sus pasos acabaron llevándola de nuevo a la bodega familiar, donde se convirtió en una de las más grandes del Marco de Jerez. Parte fundamental para dar a conocer estas joyas, Paola les anima a perder el miedo y no se deja intimidar en su misión: “No debéis dejar que la responsabilidad os paralice”.

🇧🇷 Para todos los que no han tenido el gusto de conocerte (algo complicado), ¿quién es Paola Medina?

¡Muchas gracias! Bueno, alguien que hace ejercicio enólogo en las bodegas familiares williams y humbert y que vive su trabajo con gran pasión.

– Aunque siempre has estado ligado al mundo de los vinos, ¿cuándo empezó tu verdadera pasión por ellos? ¿Cuáles son tus primeros recuerdos?

Para mi familia, la bodega siempre ha sido el punto de encuentro de las fiestas. Uno de mis primeros recuerdos es correr y jugar entre las botas de jerez cuando era niño en nuestra Bodega familiar en Sanlúcar de Barrameda, con total naturalidad y sin ser muy consciente del tesoro que me rodeaba. Cuando decidí estudiar Química en Granada lo hice sin ninguna intención de dedicarme a la Enología. fue en uno cata organizada por la universidad donde surgió ese interés (me imagino alimentado por mi conexión con el mundo del vino). Tan pronto como terminé la carrera, decidí estudiar Enología. Mi primer trabajo fue como ayudante de enólogo en 14 Vinícola Viñas en Ciudad Real.

– Primero estudiaste Química en la Universidad de Granada, luego Enología en la Universidad de Cádiz y finalmente el Máster en Viticultura, Enología y Legislación en la Universidad Politécnica de Madrid. ¿Siempre tuvo claro que quería dedicarse a esto?

No, lejos de eso. A pesar de haber crecido en una familia de enólogos y haber pasado mi infancia conociendo este mundo, dedicándome a este trabajo no era algo que estuviera claro desde pequeña. siempre me gusto el Arquitectura y Decoración de Interiores. De hecho, soy técnico en esta última disciplina en la Escuela Superior de Publicidad de Madrid. Y finalmente, como comentaba, me decanté por Ciencias Químicas.

– Formas parte de la segunda generación de la familia Medina que está al frente de Williams & Humbert, una bodega con una larga trayectoria (fundada en 1870) y actualmente presente en 80 países. Debe ser un poco tonto mantener ese legado. ¿Cómo llevas esta responsabilidad?

En efecto, el significado de responsabilidad existe: responsabilidad por el mantenimiento y honrar todo el legado que nuestros mayores nos dejaron; pero sin dejar nunca que esa responsabilidad te paralice. Al contrario. Siempre recuerdo que mi padre y mis tíos solían decir que «No se puede pasar del análisis a la parálisis». Es importante evaluar dónde estás y lo que ya has logrado, pero sin que eso te impida tomar decisiones y enfrentarte a nuevos proyectos. Por eso me aplico esta regla y trato de usar esta enorme responsabilidad como un incentivo para que, basados ​​en la tradición, sigamos innovando, teniendo siempre como meta la calidad en cada una de las iniciativas que lanzamos.

– La reconocida publicación Decanter habla muy bien de ti y te considera uno de los seis enólogos más destacados e influyentes de España. ¿Dónde estabas cuando te llegó la noticia? ¿Qué significa eso para ti?

Estaba en la Bodega y allí recibí la noticia. Para mi es todo un orgullo y enorme satisfacción. UNA impulso de energía tremendamente positivo para seguir trabajando. El reconocimiento al esfuerzo de todo un equipo que pone mucha pasión en la elaboración de vinos de jerez🇧🇷 Por eso es motivo de orgullo para nuestras bodegas, pero sobre todo para los vinos de Jerez. Ellos son los verdaderos protagonistas y en ellos hay que poner el foco de atención.

– Parte de esta consideración se debe a lo que se conoce como la Revolución del Jerez. ¿En qué consiste específicamente? ¿Cuál es tu trabajo dentro de este movimiento?

Este movimiento no es más que el reflejo de un creciente interés por conocer y aprender más sobre el vino de Jerez, su origen, sus pagos, sus procesos de elaboración, sus posibilidades de consumo. Todo esto se traduce en un fuerte presencia del vino de Jerez en la gastronomía, donde ocupa un lugar cada vez más destacado. Y también en el interés que despiertan por parte de un público cada vez más joven. En cuanto a mi función, simplemente me limito a realizar mi trabajo como enólogo y eso pasa mostrar a través de esta obra la enorme riqueza de estos vinos.

– ¿Cómo explicaría los vinos de Jerez a alguien que nunca ha tenido la oportunidad de probarlos?

Con palabras tan simples como historia, riqueza enológica, complejidad y versatilidad🇧🇷 Son vinos con una gran historia, muy presentes en los mercados exteriores desde su origen, y que estuvieron presentes contribución fundamental al mundo de la enología, como la Criaderas y Soleras🇧🇷 Además, junto a este sistema dinámico de reproducción coexiste el sistema vintage estático🇧🇷 Es fascinante ver la cantidad de tipos y elaboraciones que permiten las variedades Marco de Jerez. Lo que les diría a los que aún no los conocen es que perder el miedo y que se atreva a probar cosas nuevas y, sobre todo, que no desaproveche la oportunidad de llevar el jerez a la mesa y combinarlo con cualquier tipo de plato porque te sorprenderá la versatilidad de estos vinos.

– Como bien indicaste, tú también contribuiste a este nuevo concepto de Fino de Añada. ¿Puedes explicarnos en qué consiste?

La crianza estática es algo que tiene su origen en el Marco de Jerez, presente desde el principio. De hecho, la colección histórica de vinos añejos de Williams & Humbert data de 1920. Mi contribución fue, como usted dice, la envejecimiento biológico estático, en el que el mosto seleccionado de una determinada cosecha se embotella a 15º y, sin intervención en este vino, el velo de flores se desarrolla espontáneamente. Esta crianza estática asume que Este vino no se mezcla con vinos de otras añadas., como en el Sistema de Criaderas y Soleras. Si tuviera que definir en dos palabras lo que aportan estos vinos diría identidad y unicidadporque cada jerez de añada es especial y único, fiel reflejo de la añada del año.

– Los vinos de Jerez son famosos por su gran variedad y complejidad. ¿Cómo afrontas trabajar con vinos que ofrecen tantas posibilidades y requieren mucha paciencia?

Lo enfrento con un enorme espejismo🇧🇷 Todas estas posibilidades que presentan hacen que la obra emocionante🇧🇷 De hecho, en los últimos años, junto con nuestros tradicionales vinos de Soleras y Criaderas, hemos venido elaborando añadas de crianza ecológica y nuevas añadas en general, vinos de jerez ecologicos, vinificaciones por pagosvinos elaborados con uvas muy maduro sin fortificación…Así que este trabajo es cualquier cosa menos aburrido.

– Desde su punto de vista, ¿hacia dónde va Marco de Jerez?

La Denominación de Jerez ocupa actualmente un lugar privilegiado y es un claro referente en el mundo del vino. el jerez es un joya enológica y así lo dicen grandes chefs y sumilleres. En la última década ha tenido una evolución muy importante y el reto es sigue trabajando en esta linea, promocionando nuestros vinos, mostrando las múltiples posibilidades de consumo que ofrecen. En este sentido, tengo que agradecer la labor de medios y publicaciones como esta, que tanto hacen por difundir la cultura, la historia y las bondades del vino de Jerez.

– ¿Cómo definirías tu estilo y trabajo como enólogo? ¿Ha tenido que enfrentarse a obstáculos por su afán de innovar sin perder la esencia de Jerez?

Siempre digo que considero fundamental la dedicación y el espejismo que se utiliza durante todo el proceso de elaboración del vino: desde el momento de la vendimia hasta el final del proceso de embotellado. Creo que esta pasión se traslada al producto final y es algo determinante en la personalidad de los vinos. Una de las cosas de las que estoy más orgulloso es de estar rodeado de grandes profesionales que comparten esta pasión. En términos de innovar sin perder la esencia, en Williams & Humbert buscamos seguir adelante y para experimentarsiempre trabajando en la busqueda nuevas formas de hacerpero siempre de respeto por la tradición y experiencia centenaria de nuestras bodegas, haciendo honor al legado y herencia recibida, gracias a los grandes aportes de quienes nos precedieron. Combinar la tradición con la innovación es parte de nuestra filosofía. Por ello, buscamos vinos que representen lo mejor de nuestra tierra, nuestros viñedos y nuestra historia.

– Si bien es difícil elegir uno —posiblemente te meteremos en problemas— de todas tus creaciones, ¿tienes un favorito?

¡De hecho, es! Depende de la hora del día. Si es para acompañar un determinado aperitivo o comida; para una sobremesa o una tertulia; si es una estación cálida o fría; o incluso el estado de ánimo que uno tiene en ese momento, los deseos pueden variar. Esa es la grandeza del vino de Jerez. Desde la crianza biológica a la oxidativa o al jerez mediante un sistema estático o dinámico…Hay muchas posibilidades🇧🇷 Siempre hay alguna combinación nueva por descubrir y dejarse sorprender. Sí, puedo decir que realmente disfruté el proceso de hacer canasta 20 y es un vino que me emociona cada vez que lo bebo. También finolis, nuestro último lanzamiento, ha supuesto un gran reto por su especial proceso de elaboración a partir de uva palomino sobremadurada procedente de viñas viejas de Pago de Carrascal, con prensado manual, fermentación en tripa y crianza biológica estática. ¡Y me encantaría probarlo y ver la evolución que ha experimentado nuestro jerez añada en 20 años!

– El vino es su verdadera pasión, pero ciertamente no la única. ¿Qué otras cosas te gusta hacer en tu tiempo libre?

¡Muchos! relajame Horno. a mi tambien me gusta mucho viajarlos pintarlos arquitecturalos decoración interior🇧🇷 visitar exposiciones🇧🇷 pasear por la playa y cata de vinos de todas las fuentes. Mi trabajo es mi hobby. Tengo una bodega en casa, donde me gusta juntarme con amigos para catar vinos de todo tipo y comentar y compartir nuestras impresiones con ellos. También me apasiona el mundo de la perfumería.

– Seguro que mientras tanto también tuviste tiempo de probar algo diferente. ¿Hay algún vino que te haya sorprendido últimamente?

Hace algún tiempo bebíamos en familia Champán rosa de Selosse que nos ha gustado mucho y también llevamos varios años bebiendo un Barolo, en concreto 1978 Prunoto y no sé si fue el momento, la compañía o el lugar, pero fue muy especial. a mi tambien me sorprendio mucho Coñac reserva familiar HINE

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Vinos & Champagne
Logo
Enable registration in settings - general
Comparar artículos
  • Total (0)
Comparar
0